Beneficios de los quiromasajes frente otros tipos de tratamientos

masajes-nov-2016

Cuando nos encontramos ante cualquier dolencia muscular se nos presenta la disyuntiva de a qué método recurrir para su solución. En numerosas ocasiones optamos por tratamientos invasivos, que no hacen sino agravar el problema y ocasionarnos más perjuicios. En este sentido, la posibilidad del quiromasaje aparece como una extraordinaria decisión. Lo es por sus múltiples ventajas, demostradas por la ciencia y corroboradas por los propios clientes. Los quiromasajes permiten la recuperación de la zona afectada, evitando los efectos secundarios que originan otro tipo de tratamientos. Cada vez son más las personas que se someten a los quiromasajes para ver solventadas sus dolencias.

Uno de los beneficios fundamentales del quiromasaje frente a otras técnicas es su capacidad para tratar las lesiones de los músculos. A través de la presión y el rozamiento con las manos sobre la zona afectada, se logra una recuperación progresiva que acaba con el dolor y regenera las fibras dañadas. Se trata de la técnica más utilizada por los deportistas, habituados a las lesiones musculares y que precisan de un tratamiento que los devuelva a la práctica de la actividad física de una manera rápida y efectiva. De igual modo, los quiromasajes se utilizan como método de prevención de lesiones, puesto que tonifican los músculos y fortalecen las articulaciones, haciéndolos más resistentes a las roturas y a las contusiones.

Otro de los beneficios innegables del quiromasaje, exclusivo del mismo, es su capacidad para mejorar el sistema circulatorio. A través del movimiento de una determinada zona corporal se consigue que la circulación de la sangre se reactive, lo que conlleva un mejor aspecto externo y un aumento de la situación de bienestar del cliente. Además, se eliminan toxinas, grasa y residuos celulares, estimulando la reducción de peso, lo que desemboca en una mejoría estética.

El carácter reconfortante del quiromasaje corporal lo convierte en un tratamiento único. La capacidad para proporcionar confort y relax al cliente, a la vez que se le mejora, no está al alcance de ningún otro método. La persona afectada por cualquier dolor podrá recuperarse, al mismo tiempo que ve liberada la tensión acumulada durante todo el día. De algún modo, el quiromasaje es utilizado también como técnica para solucionar o abordar problemas psicológicos, dada su capacidad relajante. Estamos ante un método recuperador de energía, que devuelve al cliente a un estado de máximo rendimiento. Sentirse “como nuevo”, eso es precisamente lo que produce un quiromasaje ejecutado por los profesionales adecuados.

Desde muy joven el mundo del masaje me llamó la atención. Hasta 1996 alterné mi trabajo en la administración con mi pasión por el mundo del masaje. A partir de este año me lanzo a la aventura profesionalizando mi afición. Soy consciente de formación continua y es por ello que he realizado cursos que engloban esta profesión y otras terapias alternativas.

Se el primero en comentar